Hacer ejercicio te hace más feliz Una sencilla y común imagen de borde

Hacer ejercicio te hace más feliz

El ejercicio tiene grandes beneficios sobre nuestro estado mental y emocional, y de esta forma contribuye a nuestra felicidad.

Un nuevo estudio indica que las personas que realizan al menos 15 minutos de deporte durante el día tienen más capacidad para actuar de manera positiva y sienten mejores emociones en todo lo que realizan que aquellas personas que son sedentarias.

El efecto positivo que produce el hacer ejercicio no es algo de corta duración sino que si mantienes  el ejercicio de una manera regular en tu vida estos efectos serán permanentes condicionando todo lo que haces en tu vida de una manera positiva.

Posterior al ejercicio experimentamos una sensación de felicidad que nos empuja a repetir la acción y volver al movimiento.

Además de permitirnos sentir felicidad, bienestar y tranquilidad, alejándonos del estrés, la ansiedad e incluso, el dolor, el ejercicio nos ayuda a ser y sentirnos más saludables cada día, y las hormonas responsables de ello son:

  • Serotonina: es una sustancia que influye notablemente en nuestro estado de ánimo y que se libera tras realizar actividad física o ejercicio, sobre todo, al aire libre. El incremento de serotonina tras el movimiento es responsable de una sensación de calma que nos aleja de estados depresivos, y además, nos permite conciliar mejor el sueño y regular la ingesta de alimentos evitando excesos.
  • Dopamina: es una hormona vinculada a las adicciones, y aunque no es bueno ser adicto a nada, esta es la hormona que nos permite experimentar unasensación placentera tras hacer ejercicio, lo cual crea un vínculo entre dicho sentimiento de placer y la actividad que nos empuja a continuar con la actividad, nos engancha. Además, al tener mejores niveles de dopamina tras el ejercicio, reducimos otras fuentes de placer menos saludables, como la ingesta de dulces, el tabaco u otras drogas.
  • Endorfinas: son las más populares de todas y son aquellas que tras el ejercicio, nos permiten sentir felicidad, alegría y hasta euforia, funcionando además como un analgésico natural, pues reduce el sentimiento de dolor así como la ansiedad y el estrés. Si bien su liberación es inmediata tras el ejercicio y luego sus efectos se reducen en el organismo, la felicidad que permiten sentir las endorfinas también son recordadas por nuestro cuerpo y nos empujan a regresar al movimiento.

Como podemos ver gracias a las hormonas responsables del bienestar que genera el ejercicio experimentamos con la actividad regular felicidad, relajación, placer y menos ansiedad, estrés y mal humor.

 

Fuente

www.vitonica.com